Ministerio del Interior asegura que “no hubo abuso policial” en plaza Seregni

El domingo 1º de noviembre, en horas de la noche, se generó un fuerte enfrentamiento entre efectivos policiales y un grupo de personas que se encontraban en la plaza Líber Seregni.

Desde el Frente Amplio y distintas organizaciones sociales, sindicales y de derechos humanos se denunció que se trató de un operativo policial violento que repudiaron. La bancada de senadores frenteamplistas no descarta interpelar al ministro del Interior, Jorge Larrañaga.

Por su parte, el director de Convivencia y Seguridad, Santiago González y el jefe de Policía de Montevideo, Mario D’Elía, brindaron una conferencia de prensa para referirse a los hechos.

Las autoridades aseguraron que la Policía continuará recorriendo el país entero para leer el exhorto y no se realicen aglomeraciones ni grandes reuniones durante la pandemia. Todo ello en coordinación con el Ministerio de Salud Pública, la Fiscalía, las intendencias departamentales y el Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay.

“No hubo abuso”

González aseguró que “no se trata de un problema de barrios, departamentos, sociedad, religión ni color político”.

Remarcó que “no hubo ningún tipo de abuso policial, cuyo accionar fue profesional”.

“No hubo un solo exceso. No hay un solo civil lastimado, pero sí tres policías con lesiones”, sentenció el jerarca. Indicó que lo normal es que cuando se lee el exhorto, las personas se vayan y no exista una reacción de insultos y ataques contra la Policía.

Relató que “varios vecinos de la zona llamaron a la Policía para denunciar que había una aglomeración de personas en la plaza sin el respeto de la distancia física ni uso de tapabocas”.

Procedimiento

Por su parte, D’ Elía indicó que cuando la Policía llegó a la plaza encontró a “más de 100 personas aglomeradas, se leyó el exhorto y se pidió a las personas que se dispersen. Una hora más tarde, los efectivos volvieron al lugar y encontraron la misma situación, releyeron la proclama y se acercaron a las personas para dialogar”.

“Allí fue cuando se produjeron agresiones e insultos. Le arrojaron una bebida alcohólica a la prenda de los policías y se efectuaron dos detenciones. Unos minutos después hubo personas que quisieron impedir el accionar policial. Se solicitó apoyo, se volvió a dialogar, pero comenzaron a arrojarse algunos objetos”, relató.

El jerarca policial manifestó que en ese momento comenzó la fase de disuasión, que finalizó con 11 personas detenidas (siete hombres y cuatro mujeres)”.

Reconoció que se utilizó “munición de goma no letal cuando no había margen de maniobra”.

La Fiscalía correspondiente trabaja en la recolección de las imágenes en las cámaras de video vigilancia de la zona. Las 11 personas detenidas fueron puestas en libertad y emplazadas.

FUENTE: LaRed21