Heber aseguró que no se tolerarán daños a los edificios públicos

En las últimas horas, Heber se refirió al incidente que ocurrió el martes en el marco de una manifestación del Sindicato Único de Trabajadores del Supergás (SUTS).

Según se informó, una bomba de estruendo fue lanzada hacia el edificio de ANCAP, donde funcionan las oficinas de Ministerio de Industria, Energía y Minería. El artefacto rompió un vidrio en el cuarto piso, nadie resultó con heridas.

“La investigación de los sucesos de ayer, que para nosotros son de preocupación, se llevan adelante por parte de la Fiscalía, hay filmaciones y una investigación que está en curso. No podemos adelantar mucho más que esto”, dijo Heber ante la consulta de un periodista.

El secretario de Estado manifestó que “hubo daños”, y recordó que un artículo en la Ley de Urgente Consideración “penaliza a quien daña edificios y propiedades del Estado y, por tanto, van a tener que aplicarse esos artículos”.

“No vamos a permitir que rompan edificios. Que se manifiesten sí, que se hagan las protestas que tienen que hacer y los paros; pero romper, no. Por tanto, se actuará con todo el peso de la Ley y eso lo determinará la Fiscalía, que está llevando adelante la investigación”, sentenció el jerarca.

Si alguien cometió un error, el sindicato pedirá disculpas

Este martes 3 de agosto, la Federación Uruguaya de Empleados del Comercio y Servicios (FUECYS) y los sindicatos del gas se movilizaron en Montevideo realizaron una manifestación frente a la Torre Ejecutiva y realizaron un acto central en la avenida del Libertador, en las inmediaciones del edificio de ANCAP.

El delgado de ACODIKE y vocero del Sindicato Único de Trabajadores del Supergás (SUTS), Andrés Guichón, relató al Portal del PIT-CNT que él fue de los últimos en retirarse del lugar donde se desarrolló el acto, y que no vio ningún episodio como el denunciado.

Sin embargo, Guichón afirmó que “si alguien cometió un exceso y se equivocó, el sindicato pedirá las disculpas públicas del caso”.

“No tenemos claro lo que sucedió, ni nos consta si eso pasó tal como se dijo. De todos modos estamos en contra de cualquier acto de violencia, por lo que suponemos que si algo sucedió, puede haber sido un accidente, no algo deliberado. Si efectivamente pasó algo y nosotros fuimos los responsables, claramente pediremos las disculpas del caso, como corresponde y nos haremos cargo de los gastos que haya que asumir”, expresó.

FUENTE: LaRed21